top of page

Curetaje dental: la importancia de una limpieza profunda

El curetaje dental es un tratamiento que se realiza para tratar enfermedades periodontales. Esta técnica es una forma efectiva de eliminar el sarro acumulado en la superficie dental y por debajo de las encías.


¿Qué es la enfermedad periodontal?

Antes de entrar en detalles sobre el curetaje dental, es importante entender qué es la enfermedad periodontal y cómo se desarrolla.

La enfermedad periodontal es una afección que afecta a las encías y los tejidos que sostienen los dientes en su lugar. Es causada por la acumulación de placa bacteriana en los dientes y las encías, que con el tiempo puede causar inflamación, enrojecimiento y sangrado en las encías.

En su forma más leve, la enfermedad periodontal se llama gingivitis. Si no se trata, la gingivitis puede progresar y convertirse en periodontitis, una forma más grave de la enfermedad periodontal que puede causar la pérdida de dientes.


¿Qué es el curetaje dental?

El curetaje dental es un tratamiento odontológico que se realiza para tratar la enfermedad periodontal. El objetivo del curetaje dental es eliminar la placa bacteriana y el sarro acumulado debajo de las encías, lo que ayuda a reducir la inflamación y el sangrado en las encías.

El curetaje dental se realiza en dos etapas: el raspado y el alisado radicular.

  • Raspado radicular

Durante el raspado radicular, el odontólogo utiliza un instrumento llamado cureta para eliminar la placa bacteriana y el sarro de la superficie dental y debajo de las encías. La cureta es un instrumento de mano con forma de gancho que se utiliza para raspar suavemente la superficie dental y las raíces de los dientes para eliminar la placa y el sarro.

El raspado radicular puede ser un procedimiento incómodo, pero el odontólogo puede administrar anestesia local para reducir el dolor.

  • Alisado radicular

Después del raspado, el odontólogo realiza el alisado radicular para suavizar las raíces de los dientes y eliminar cualquier resto de placa y sarro que pueda haber quedado.

El alisado radicular también ayuda a reducir la inflamación y la irritación en las encías, lo que ayuda a prevenir la recurrencia de la enfermedad periodontal.


Evita confusiones: limpieza dental y curetaje no son lo mismo

  • La limpieza dental es un tratamiento preventivo que se realiza de forma regular en la consulta del dentista o higienista dental. Su objetivo es eliminar la placa bacteriana y el sarro acumulado en la superficie de los dientes y las encías, antes de que se produzcan problemas más graves.

  • Por otro lado, el curetaje es un tratamiento correctivo que se aplica cuando ya hay un problema periodontal.

Es importante señalar que, aunque la limpieza dental es un tratamiento preventivo, puede ser necesaria la realización de un curetaje si se detecta una acumulación importante de sarro en la zona subgingival. De igual manera, es posible que después de un curetaje se deba realizar una limpieza dental para mantener la higiene bucal y evitar que se acumule nueva placa bacteriana.


¿Cuándo se necesita un curetaje dental?

El curetaje dental se recomienda para tratar la enfermedad periodontal en sus etapas iniciales y avanzadas. Si tienes signos de enfermedad periodontal, como encías inflamadas, enrojecidas o que sangran al cepillarte los dientes, es posible que necesites un curetaje dental.

También se recomienda el curetaje dental si tienes bolsas periodontales profundas (espacios entre las encías y los dientes que se forman cuando la enfermedad periodontal progresa). Las bolsas periodontales pueden ser un refugio para las bacterias y pueden provocar la pérdida de hueso y la movilidad de los dientes.


¿Cuánto tiempo dura el curetaje?

En general, el tiempo que lleva un curetaje dental varía según la cantidad de dientes que se traten y la gravedad de la enfermedad periodontal del paciente. El procedimiento puede durar desde unos pocos minutos hasta una hora o más. En algunos casos, el curetaje puede requerir varias visitas al dentista para completar el tratamiento.


Recomendaciones para después de un curetaje dental

Después del curetaje dental, es importante cuidar adecuadamente los dientes y las encías para asegurar una pronta recuperación:

  • Descansa y relájate para permitir una pronta recuperación.

  • Evita alimentos duros y pegajosos que puedan dañar las encías y los dientes.

  • Cepilla y usa hilo dental suavemente para evitar dañar las encías.

  • Aplica frío en la zona afectada para reducir la inflamación.

  • Sigue las instrucciones de tu dentista y acude a tus revisiones programadas para garantizar una recuperación adecuada.

  • Es necesario abstenerse de fumar durante al menos 48 horas después del procedimiento.


No esperes más para cuidar de tu salud dental. Si necesitas un curetaje dental o cualquier otro tratamiento, no dudes en contactar con nuestra clínica dental en Barcelona. Estamos a tu disposición para brindarte el mejor servicio y ayudarte a mantener una sonrisa saludable y radiante!


Comentários


Últimos artículos

bottom of page